Presentación

El Programa Docente Asistencial (PRODA) es un proyecto innovador puesto en marcha por la Escuela Universitaria Gimbernat-Cantabria (adscrita a la Universidad de Cantabria) tanto para la disciplina de Logopedia como para Fisioterapia.

Tiene como misión proporcionar a los alumnos de Logopedia la oportunidad de poner en práctica los contenidos teóricos adquiridos hasta el momento, enfrentándose de forma directa a pacientes reales que presentan alteraciones compatibles con el marco de actuación logopédica.

Objetivos generales

Con la actuación del PRODA se pretende:

  1. Convertirse en una plataforma de formación docente y especialización para los alumnos de Logopedia, previa a su incorporación al mundo laboral.
  2. Dar respuesta a entidades que, por diferentes motivos, carecen de la figura del logopeda entre sus equipos multidisciplinares.
  3. Aumentar la visibilidad de este perfil profesional dentro del marco de la región.
  4. Desarrollar líneas de investigación que garanticen y proporcionen a los pacientes intervenciones logopédicas basadas en las evidencias científicas.

Destinatarios

Los destinatarios directos del programa son todos los alumnos de Logopedia que cumplan el criterio de haber superado el 50% de los créditos obligatorios de la carrera. Por tanto, los alumnos que cursan 3º y 4º de logopedia son quienes pueden optar a desempeñar roles de terapeuta entrando en contacto directo con los usuarios del programa. No obstante, pueden participar de forma indirecta todos aquellos alumnos que no cumplan dichos requisitos de acceso en calidad de observadores.

Protocolo

El PRODA es una actividad docente voluntaria a la que se suman todos aquellos alumnos interesados y comprometidos. A cada uno de los casos le corresponde un equipo de logopedas compuesto por un máximo de seis alumnas. De entre ellas se designa al terapeuta de atención directa de referencia para los pacientes a quien le acompaña cada semana un coterapeuta diferente, miembro del equipo.

De este modo, todos pueden optar a desempeñar el rol de logopeda, sirviendo a su vez de apoyo al terapeuta de referencia.

Metodología docente

El PRODA es una actividad docente voluntaria a la que pueden sumarse todos aquellos alumnos interesados y comprometidos. A cada paciente, le corresponde un equipo de logopedas compuesto por un máximo de seis alumnos. El propio grupo es quien designa al terapeuta de referencia para el paciente quien se mantendrá fijo y semanalmente accederá a dirigir la sesión acompañado de un coterapeuta diferente, de modo que todos los integrantes de la agrupación, pueden optar a desempeñar el rol de logopedas, sirviendo a su vez de apoyo al terapeuta principal.

La frecuencia de las sesiones es de una vez a la semana, para la que se estima una hora de duración. El procedimiento durante ese espacio de tiempo es el siguiente:

  • El equipo ha de presentar en cinco minutos el caso clínico, justificando cada aspecto de su trabajo (metodología, recursos, temporalización, objetivos, etc.). Se exige rigor técnico y científico demostrando un domino tanto de las habilidades comunicativas como de la base teórica que rige su actuación.
  • La sesión tiene una duración de 45 minutos. En ésta, los alumnos trasladan todo lo anteriormente expuesto. Simultáneamente y desde la sala contigua, el caso es seguido por el coordinador y el resto del equipo, quien cumplimenta un registro de observación recogiendo datos sobre la actuación de los terapeutas. Toman nota de datos como: la coherencia de la planificación con práctica, el manejo del material, entre otros aspectos, pero sobretodo las respuestas y logros del paciente.
  • Una vez finalizada la sesión, se revisa al detalle tanto la actuación terapéutica como los resultados del paciente. Se analizan los puntos fuertes del profesional y se aportan líneas de mejora entre todos los asistentes. De esta manera, todos los allí presentes participan de forma activa.
  • Todo este proceso está supervisado por la figura de un profesor coordinador especializado en la patología. Éste revisa previa a la cita semanal, cada una de las decisiones de las alumnas, modela la actuación, aconseja y asesora a cada grupo de trabajo.

Es preciso destacar los aprendizajes transversales que con este proyecto se están abordando. Aspectos como el trabajo en equipo, la constancia, el esfuerzo, la asertividad, la tolerancia a la frustración, la empatía, el respeto y la humildad.

Convenios de colaboración

La Escuela Gimbernat-Cantabria acuerda crear convenios de colaboración con tres entidades diferentes: La Asociación Síndrome de Williams de Cantabria, la Asociación de Parkinson de Cantabria y la Asociación de Implante Coclear de Cantabria. Sin embargo, son varias las organizaciones con las que la Escuela se plantea crear sinergias y desarrollar futuras líneas de colaboración.